domingo, 17 de agosto de 2014

De lo efímero a lo sempiterno o... ¿Es al contrario?

A propósito del 43° aniversario

Hoy me levanté temprano, no tanto como entre semana cuando el trabajo lo demanda. Asistí a mi cita con el doctor, ustedes saben: peso, dieta, tallas todo eso que un hombre de edad madura debe considerar cuando el tiempo en que la juventud ha quedado atrás requiere de un mantenimiento más intenso. Esto que menciono no es con pesar pero sí con algo de deseo, ¿cuánto uno gustaría vivir más? Eternamente como ahora los postmodernos afirman, sin presente ni futuro, podría asistir con frecuencia a Houston para un lavado, engrasado, cambio de motor, hojalatería, pintura, alineación y balanceo, con eso bastaría para lograr la vida eterna pero no es así, me tendré que conformar con alimentarme bien, dormir de la misma forma, combatir el estrés que nuestra sociedad ha impuesto creando una cultura de la urgencia ("si es que la urgencia tiene cultura" como en algún momento lo argumentó mi buen Maestro de Filosofía), porque la biología de nuestro cuerpo tiene una obsolescencia programada, se va oxidando y perdiendo sus funciones a pesar de las cirugías que se realicen (tal vez sea diferente cuando aparezca el Hombre Asimov).

En una reflexión menos superficial y hedonista, no consideraría ser sempiterno, tampoco eterno (si lo primero ya es soberbia, lo último es mucha más), pero sí vivir alrededor de unos 700 años, sería lo suficiente para hacer muchas cosas pero la realidad de millones de años de evolución humana se manifiesta de nuevo, nuestro cuerpo está diseñado para ser efímeros con respecto a la edad del universo que ese, sí es eterno o por lo menos sempiterno como la ciencia hasta este momento ha investigado.

Siendo más profundos y objetivos, lo que debe celebrar no es vivir lo mucho o lo poco, sino a la vida que "... es una gran tipa" como el abuelo le dijo a Juan Salvador en una comida con él y qué razón cuando continúa diciendo: "... Tú le pides a la vida pero dime que le ofreces y esto no lo olvides nunca mi nieto, pídele lo que mereces...". Con esta palabras reflexioné que no es un cumpleaños lo que hay que festejar sino una celebración a la vida, la mía y la de ustedes, con responsabilidades, derechos y obligaciones sin dejar de agradecer profundamente la oportunidad de compartir este espacio y tiempo, como lo resumiría Nicho Hinojosa en Coincidir. Así lograremos, aunque sea una paradoja, ser sempiternos y efímeros a la vez.

sábado, 5 de abril de 2014

Confesiones del que pretende investigar

tiempo, al ingresar en la licenciatura de Pedagogía de la Facultad de Filosofía y Letras (FFyL-UNAM), mi principal objetivo era mejorar mis clases que como docente de más de 15 años llevaba practicando. Lejos de esa realidad, descubrí que su plan de estudios va más allá: la de formar investigadores en educación. Esto produjo, en ese momento, un choque entre mi propia creencia de lo que era y lo que es la Pedagogía (probablemente muchos de las personas que decidimos regresar a la universidad por diversas causas, se encuentra y no exclusivamente en esta licenciatura, con este problema), resolver esta encrucijada requirió de algunos días de análisis de conciencia de sólo tener la idea, reduccionista por cierto, sobre el alcance de la educación a visualizar el todo. Una valoración profunda era necesaria para tener la seguridad que la decisión tomada sería la correcta y que parafraseando a Shakespeare sería continuar o no continuar. Deducir el resultado no es difícil, de otra forma, usted lector, no estaría leyendo estas líneas.

La formación como investigador no es fácil, requiere desarrollar habilidades específicas y un perfil bien definido que permita que el trabajo derivado de esta actividad sea de la mejor calidad. Esa es la razón por la que esta serie de artículos, siendo este el primero de ellos, agrupados en una categoría denominada "Confesiones del que pretende investigar" nace con la intención de recopilar las experiencias personales, buenas y malas, en el proceso de aprendizaje, un camino que comencé hace tiempo pero no con el rigor que se requiere. Es importante señalar que esto no tiene nada que ver con enseñar algo sobre la investigación en cualquiera de sus elementos que la conforman, no tengo autoridad para eso por lo menos en este momento. Como texto publicado en un blog obedece a la idea de compartirlo para enriquecerlo porque siempre es mejor cuando hay alguien más, interesado en el tema, permita el debate; siempre esto, ajusta la percepción que se tiene del mundo.

Por otra parte, el nombre de la serie nace de un libro escrito por Umberto Eco, Confesiones de un joven novelista. Al principio, consideré titular la serie como Confesiones de un joven investigador lo cual deseché por manifestar un cierto grado de soberbia además de un plagio, inadmisible en el código de ética. Es necesario mencionar que cuando Eco escribió este libro, el ya había publicado sus novelas, la experiencia como novelista era evidente, en mi caso no, nunca he publicado una investigación razón por la cual no puedo decir que soy un investigador; eso sí, pretendo investigar. La distinción entre una pretensión y el reconocimiento no proviene de uno mismo sino de los demás, por las aportaciones al conocimiento humano, principal motor de la investigación. Por último, en relación con las confesiones, lejos de una declaración o examen cuidadoso de forma obligada, es una expresión voluntaria, verdadera, del proceso de formación como investigador, así el título de la serie o desde un término acorde a la Web 2.0 (el contexto es importante), la categoría al final es Confesiones del que pretende investigar; título que también lleva el articulo inicial de esta serie.

Con esta exposición de motivos, comienza la reflexión en el camino formativo de un investigador novel...

domingo, 15 de diciembre de 2013

México y su petróleo

El pasado 12 de diciembre, el Congreso de la Unión de los Estados Unidos Mexicanos (México) aprobó la reforma energética. Un hecho que muchos consideran sin precedentes pero la lucha por el control del petróleo y de los recursos energéticos en general se remonta a la primera parte del Siglo XX cuando la industria tanto petrolera como energética estaba controlada por extranjeros. Ambos recursos fueron tomados por la fuerza de la ley, uno en 1938 cuando el gobierno de Lázaro Cárdenas a través de la Ley de Expropiación aplicada a las compañías petroleras (extranjeras) se apropia del petroleo con el fin que el dueño del recurso sea la nación mexicana; el segundo ocurre en 1960, cuando el gobierno del presidente Adolfo López Mateos nacionaliza la industria eléctrica. Ahora, la ley se aplica para perder lo ganado, una reforma energética que atenta contra la soberanía nacional que no es más que perder la autoridad que se ejerce sobre lo que al pueblo mexicano le pertenece, que cambia con las modificaciones al Artículo 27 Constitucional entre otros artículos más. Esto pone en desventaja estratégica a México.

El modelo económico actual se caracteriza por ser globalizador, extender el dominio de empresas dirigidas por algunas pocas personas es lo que la distingue. Los gobiernos mexicanos han buscado por muchas formas incorporar a México este modelo económico primero en su fase liberal desde la época de Benito Juárez, a excepción del periodo entre 1910 y 1940 que experimenta un momento socialista de importancia pero queda reducido a casi nada y con el tiempo, el mexicano la suprimirá de su memoria que alguna vez hubo una Revolución Mexicana. Al terminar este periodo, México lo retoma en 1940 y abraza su siguiente fase, el neoliberalismo, a partir de los años de 1980; por desgracia el camino que han tomado los diversos gobiernos en turno respecto a este modelo ha sido erróneo, jugar al capitalista con un perfil maquilador y un modelo educativo que mantiene este estatus es una desventaja que coloca al país como sitio de saqueo como lo ha sido desde la llegada de los europeos al entonces Nuevo Mundo.

Si México pretende emular el sistema económico capitalista debería considerar dos aspectos importantes: conservar el control de los recursos energéticos (consecuencias de la expropiación petrolera y la nacionalización de la industria eléctrica) y, el desarrollo de una tecnología propia una de las razones por la que el presidente Lázaro Cárdenas, el mismo que expropió el petróleo, fundó el Instituto Politécnico Nacional y que lo distingue por el lema: "La Técnica al Servicio de la Patria". La postura de los promotores de la inversión extranjera frente a estos dos aspectos, siempre se ha escuchado y que en general se reduce a frases políticas vacías como la que ofreció el presidente de México (Enrique Peña Nieto), después de la aprobación de la iniciativa de reforma energética. Este vacío siempre deriva de una falta de transparencia de las decisiones gubernamentales de cualquier sistema político que también requiere una reforma y no sólo un maquillaje que simule una transformación de las condiciones de un país en beneficio de sus habitantes.

Ahora bien, ¿creen que las empresas petroleras de países desarrollados están en manos de inversores extranjeros? Responder a esta pregunta no es difícil, es un NO rotundo porque es una ventaja estratégica. Al contrario, buscan por diversas formas controlar el recurso energético para su beneficio en otros países, a través de alianzas que es la forma como trabaja la globalización que se promueven a través de aspectos legales (como la reforma energética de la que se habla), en la cual hay inversores extranjeros con una mínima participación en la empresa globalizadora pero con una amplia cobertura e influencia (como la tienen algunos políticos mexicanos relacionados con el petróleo), en sus países de origen para introducirse en los mercados, en este caso el energético y comenzar a abrir los canales para la apropiación de los recursos en su beneficio o bien, por la vía de la fuerza como en el caso de las Guerras del Golfo Pérsico para que después de la reconstrucción derivada del conflicto bélico se favorezca un ambiente legal y social óptimo para sus intereses.

La intención de los políticos mexicanos es clara como la apatía de la mayoría del pueblo de México. Entre la mediática información enviada por medios de comunicación que la inversión extranjera es la que nos sacará de apuros, el poco análisis que se realiza de esta contrastada con otras fuentes, una mala memoria histórica, los distractores como el fútbol, fiestas patronales, entre otros, una reforma como la energética, la política, la de educación están construyendo los caminos para convertirnos en dependientes de otros países, después... nos rasgaremos las vestiduras.

sábado, 20 de julio de 2013

De anteojeras y cenizas

Hace poco en una publicación en FB salió una palabra, de esas que uno conoce el objeto al que hace referencia pero nunca cómo se llama, me refiero a las anteojeras, winkers o blinders en inglés y que son las que colocan en los caballos para que sólo vean hacia el frente. No pude evitar relacionar este peculiar objeto cuando se utiliza como analogía en las relaciones de pareja.

A muchos les ha pasado y no dudo que conozcan a dos o más en esta situación; si no es así, me presento, yo lo viví. Sí, así es; hace muchos años me puse unos winkers, no veía más allá a pesar que mi sabia Madre me decía una y otra vez hasta que llegó el momento en que ya no dijo nada. Esta visión limitada no nos permite saber cuánto daño provocamos a nuestros seres queridos y el coraje que les producimos a otros tanto que prometen no cometer la misma equivocación pero al cabo del tiempo caen siguiendo aquella sabia frase popular que el pez por su propia boca muere.

Después de tantos años me toca vivir el otro lado del protagonismo y ahora entiendo el sufrimiento que produje a las personas cercanas a mí, a mi familia, principalmente a mi Madre que con su silencio después de sus advertencias esperaba una reacción. Afortunadamente así fue, una noche en que cayó ceniza del Popocatépetl, los winkers se me cayeron de regreso a casa; me sentía usado, como una escoba que cuando se necesita se busca y se hace uso de ella, en todos sentidos: moral, intelectual y económico. Ese día perdí muchísimas cosas (auto, seguros, trabajo, años de estudio, ahorros, inversiones, la lista es larga), pero recuperé mi dignidad.

En el presente mientras redacto estas palabras, tengo un nudo en mi garganta, lágrimas en mis ojos y diez dedos en mi cabeza porque el mismo sufrimiento que provoqué ahora lo observo muy cerca de mi volviéndome a mi propia miseria en aquellos tiempos...

Ya no puedo seguir escribiendo...

Original publicado en la biografía de José Daniel Guerrero Gálvez en Facebook el 6 de julio de 2013.

martes, 28 de mayo de 2013

Reflexiones sobre la verdad

Entre los siglos XIX y XX, Campoamor en su poema "Las dos linternas" dice aquella frase célebre "... nada hay verdad ni mentira: todo es según el color del cristal con que se mira" (Campoamor: 2000, 1905). En el poema relata como dos hombres poseedores de dos linternas observan con ellas diferentes aspectos de la vida y sirve para ejemplificar lo que es la verdad o verdades y de qué dependen.

Definir a la verdad es uno de los primeros pasos, el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE) posee siete acepciones de este concepto, como realidad, conceptos formados en la mente, la correlación entre lo que se dice y se piensa, como juicio o proposición, como cualidad o expresión. Todas estas definiciones separadas no muestran más una parte del significado de verdad y que sólo en su conjunto es como se da valor a su significación. La verdad se resume en dos partes importantes en lo que es y en su producción lo cual se encuentra relacionado con la epistemología y la ontología, como se llega a la verdad y lo que es. Para empezar, la verdad no es una sino muchas, son verdades que derivan en la forma como los conceptos se construyen en nuestra mente y que a su vez estas construcciones están determinadas por el contexto; es decir, las perspectivas con que se estudian las cosas limitadas por el mismo conocimiento adquirido a través del lenguaje desarrollado por una sociedad y una cultura en específico.

¿Cuál es el problema? El problema está en la afirmación ("nada es verdad ni mentira"), es necesario transformarla en un pregunta: ¿cuándo es verdad, cuándo es mentira? En la actualidad -en el pasado también-, la construcción del conocimiento ha tenido perspectivas diferentes y en algunas ocasiones falacias que con el tiempo se corrigen a través de la generación del conocimiento derivado de la investigación pero la diferencia entre pasado y presente es la cantidad de información que tiene disponible una persona. La tecnología informática y computacional permiten que la información esté disponible de forma inmediata lo que no ocurría en los siglos pasados, la naturaleza múltiple de la verdad se amplifica por esta situación pero no sólo eso sino también sus contextos, el lenguaje, la sociedad y la cultura de donde depende.

¿Cómo reconocer cuándo es verdad o mentira en el alud de información que en la actualidad una persona puede tener acceso? La respuesta: comparando esas verdades cuando se dan en un mismo lenguaje y cuando no, "... aceptar [las verdades] como distintas perspectivas del mismo fenómeno" (Gershenson, 2013). Esta consideración del lenguaje que bien se construye social y culturalmente tiene una limitante, el lenguaje se desarrolla en variedades lingüísticas sociales y geográficas reconocibles por lo menos como dialectos, cronolectos y sociolectos. En el caso de la primera se puede ejemplificar por la variedad de tipos de español que se hablan en América y Europa, que las Academias de la Lengua Española buscan estandarizar para crear un lenguaje común que permita comunicar libremente las ideas sin caer en ambigüedades de ahí la importancia de cultivar el lenguaje, más si es el propio.

Cuando las verdades no comparten un mismo lenguaje inclusive en los lenguajes formales como es la Matemática necesitan de una comprensión lectora para poder utilizarlos en la solución de problemas de manera general y de forma más extendida en la búsqueda de verdades, requieren del uso de un lenguaje natural. Es en esta circunstancia donde las verdades se aceptan como distintas perspectivas pues el lenguaje depende de la sociedad y la cultura; por deducción podemos determinar que sociedades con distinto idioma tendrían en sí un desarrollo de lenguaje diferente y por consiguiente determinaría el grado de objetividad y subjetividad de las verdades. Desde una perspectiva de aplicación, las verdades sólo se encuentran considerando las interrelación del lenguaje, la sociedad, la cultura y el contexto; por ello, el cultivo y conocimiento de nuestro lenguaje, de la sociedad en que vivimos, en la cultura donde nos desarrollamos y los diferentes contextos en que estamos inmersos pero principalmente en el conocimiento de otras culturas en una relación de interculturalidad será la forma de saber cuándo algo es verdad y cuándo es falso
.
Campoamor, R. (2000). Doloras y humoradas. Alicante: Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes. Original de 1905. Disponible en http://www.cervantesvirtual.com/obra-visor/doloras-y-humoradas--0/html/

domingo, 1 de julio de 2012

A unas horas de la jornada electoral en México (2012)


A escasas horas que comience la última parte del proceso electoral en México, muchos, principalmente amigos periodistas, se preparan para su seguimiento; otros más nos hemos preparado para cuidar casillas, promover el voto, informar de hechos actuales, hacer memoria y participando en diversos movimientos ciudadanos en las calles y las redes sociales. Las voces no se han hecho esperar, hay tensión en el ambiente pero también una fuerza de empuje que ha sorprendido inclusive a la misma sociedad mexicana, ya no en latencia sino manifiesta. Sí, hay esperanza pero también hay lucha, no física sino intelectual, de discusiones, de debates, de argumentos, de ideas aunque también se manifestarán de forma violenta, no se puede excluir esta posibilidad y será una prueba de la madurez del pueblo mexicano. La pasividad que ha  mostrado el mexicano es una característica fundamental en su postura política durante las últimas décadas, ahora no. Eso para muchos les resulta incómodo tanto que surgen estereotipos, prejuicios y discriminaciones pero es un proceso normal, necesario para ajustar el entramado social de un país que ha sufrido saqueos y con una larga historia de enfrentamientos armados e ideológicos que no han podido consolidar el desarrollo de un país pluricultural o multicultural como algunos lo conciben.


Sí, el reloj avanza poco a poco y ya tocó el día. En el mañana que es hoy, se enfrentan dos proyectos que con el voto de los ciudadanos, bajo la sombra de un posible fraude, decidirán el camino que México tomará en la resolución de sus problemas nacionales. Aun así, la lucha está presente y continuará indefinidamente hasta lograr la transformación del país ya sea promovido por un gobierno afín o bien, en la resistencia, ante uno que buscará por todos los medios de maniatar al ciudadano. Eso lo sabremos hasta el final del día electoral mientras, la participación se renueva continuamente porque detrás de todo esto, hay un proyecto de nación sobre una mesa; en otra, sólo el polvo acumulado de propuestas de una forma de gobierno que ha probado no ser adecuada a la configuración social de la nación mexicana.

domingo, 20 de mayo de 2012

La próxima revolución en México

¡Asegúrate, cuando dejes el mundo
qué no sólo fuiste bueno,
sino que dejas un buen mundo!
Bertolt Brecht.

En México, los movimientos sociales han sido una constante a lo largo de su historia. En el Siglo XX, el último movimiento armado donde la población civil participó activamente fue la Guerra de Revolución, mejor conocida como La Revolución Méxicana donde se manifestó un fenómeno muy interesante llamado "La Bola". Ahora otra revolución se vislumbra, en esta ocasión no es armada, su fundamento es ideológico y se ha manifestado a través de dos hechos que han ocurrido este fin de semana (Mayo 19 y 20, 2012). El primero, la marcha en contra del candidato a la Presidencia de México por parte del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Enrique Peña Nieto promovida a través de las redes sociales, donde participaron principalmente estudiantes en diferentes ciudades de la República Mexicana; el segundo la marcha internacional ProAMLO en apoyo a Andrés Manuel López Obrador, promovida por el Comité del Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA) en Francia uniéndose, como reporta CNN México, muchos otros comités ubicados en 22 países incluyendo muchas ciudades de México.

Ambos han mostrado una postura precisa, un cambio frente a las condiciones que se encuentra México en los grandes temas que atender pero el punto medular es la participación de la población en la política y no, en la definición más conocida, la "actividad de quienes rigen o aspiran a regir los asuntos públicos" (DRAE, 2001) sino en su otra acepción, en la "actividad del ciudadano cuando interviene en los asuntos públicos con su opinión, con su voto, o de cualquier otro modo" (Ibídem). Los primeros son los políticos que persiguen sus propios intereses y de las personas u organizaciones que los promueven a través de plataformas políticas que sólo exponen promesas sin fundamento en lugar de una ideología, es decir, una exposición de un "conjunto de ideas fundamentales que caracteriza el pensamiento de una persona, colectividad o época, de un movimiento cultural, religioso o político, etc. (Ibídem)"; los segundos, son ciudadanos, los de a pie, los que cada día buscan mejorar su calidad de vida ante el saqueo de que México ha sido objeto desde el Virreinato hasta hoy (Mayo 20, 2012).

Para lograr una participación ciudadana, el flujo de las ideas es una condición primordial. En las candidaturas para las elecciones de México para este año (2012), las plataformas electorales se han publicado (sección de Referencias Electrónicas), sólo una no está como tal sino como un Proyecto Alternativo de Nación y precisamente en este documento, las ideas fundamentales se manifiestan frente a las formas de gobierno que se han gestado desde 1940 en México y aunque a final se presentan propuestas y acciones, se prioriza el proyecto. Este aspecto es lo que ha determinado el advenimiento de una revolución, que a diferencia de la ocurrida en 1910, no es armada sino ideológica y posiblemente en el futuro sea precisada en este año, 2012. 

La importancia de una ideología es determinante para un cambio en México, el flujo de las ideas y la información es el motor, es el punto de inicio de la participación que tiene el mexicano de la vida política en cada una de sus localidades y en la federación que permitirá, sin dudas, colocar la contradicción frente a los males más arraigados dentro de las instituciones y la sociedad mexicana; la principal, la corrupción. Si una revolución ideológica está por venir en México y estamos presenciando su inicio bajo los hechos de la marchas Anti Peña Nieto y ProAMLO, sólo el tiempo lo dirá; aun así, nuestra responsabilidad como ciudadanos es dar batalla para que toda la población mexicana participe activamente en la vida política bajo un proyecto de Nación adecuado a nuestras circunstancias, para ello habrá que volver a educarnos.


Referencias electrónicas


Bibliografía

  • Córdova A., González Pedrero, E., Javier Garrido, L., Pérez Gay, J. M., Flores Olea, V., Meyer, L., Ramírez de la O, R., Hellmund, A., Paullada, J. J., Romero Oropeza, O., Linares Zapata, L., Marván Laborde, I., Scherer Ibarra,  J., Cárdenas, J., Concheiro, L., Díaz Polanco, H., Poniatowska, E., Esquivel, L., Toledo, V. M., Barros, C., Suárez, V., Echeverría, B., Bartra, A., Rodríguez, J., Beltrán, J. E., Díaz Lastra, A., Gershenson, A., Sheinbaum Pardo, C., Laurell, A. C. Sosa Elízaga, R., Pérez Bejarano, M., Luján Uranga, B. E., Sandoval, I. E., y Ramírez Cuevas, J. (s.f.). Proyecto alternativo de Nación. 10 Puntos para lograr el renacimiento de México. Recuperado desde http://regeneracion.mx/files/libro%20proyecto%20alternativo%20de%20nacin.pdf.
  • Ideología. (2001). En Diccionario de la Real Academia Española. Recuperado desde http://www.rae.es 
  • Política. (2001). En Diccionario de la Real Academia Española. Recuperado desde http://www.rae.es 
  • Tardan, I. (Productor). (2010, abril 19). Discutamos México [Episodio 33]. Podcast recuperado desde http://www.youtube.com/watch?v=TpaQ529OOUk